La "web 2.0" como nuevo contexto para las prácticas artísticas

La "web 2.0" como nuevo contexto para las prácticas artísticas

Juan Martín Prada

Abstract:  La identificación de la obra artística como “software social”, tan propia de lo que podríamos entender con el término “net.art 2.0” incidiría, precisamente, en la idea de que la práctica artística más comprometida tendría como una de sus prioridades orientarse a la reconfiguración de las formas en las que se dan las interacciones personales y sociales en la actual red Internet. Por supuesto, muchos de los principios de lo que se vino a denominar de forma más o menos inadecuada como “Estética relacional” encuentran, de hecho, en el ámbito de las nuevas redes, uno de sus mejores campos posibles de desarrollo en el futuro. (Inclusiva-net, Medialab-Prado)

Más detalles

Descarga Libre 0,00 € IVA incluido

Añadir al carrito

La "web 2.0" como nuevo contexto para las prácticas artísticas

 

Extracto 1

 

Con el proceso de envolvimiento e inclusión de los individuos en los sistemas de producción económica y de subjetividad que son propios de la web las nuevas formas del poder tratan hoy de organizar la totalidad de la vida, procurando que la acción de su ejercicio sea integral. Ahora, en la sociedad-red, el poder se funde con la vida, se hace abstracto, no se ejerce ya sobre los individuos, sino que más bien éste circula por ellos (todos de forma más o menos consciente lo hacemos circular) con lo que parece lógico que los dispositivos del ejercicio de poder más eficaces estén basados en lógicas participativas, en flujos de actividad social.

 

Frente a los intentos de homogeneización, de tratar a todos de igual forma, la lógica económica de la “web 2.0” se fundamenta en diferenciar y singularizar todo procedimiento o permitir que cada cual lo singularice a su manera. Lo que se pretende es conseguir que no haya nada ante lo que podamos situarnos en contra, haciendo sobreabundante la oferta de la libre elección, de la libre decisión. Se trata de la proliferación de constantes juegos estratégicos de libertades e iniciativas personales. El sistema busca corresponder a la multiplicidad de singularidades que conforma la multitud conectada sometiéndola a través de su conversión involuntaria en transmisora de las nuevas formas del poder. No obstante, en esta fase segunda de la web deberíamos hablar no tanto de poder sino de relaciones de poder, pues el dominio no es aquí una relación unilateral, sino que opera a través de juegos de poder móviles, inestables, basados en difusas estrategias de circulación y transmisión de libertades e iniciativas particulares.

 

Extracto 2



En esta fase segunda de la web vemos cómo las interrelaciones vitales son plenamente productivas económicamente. Se hace necesaria la puesta en marcha de una nueva teoría del valor, pues la nueva economía informacional, de producción de redes sociales, se centra en un trabajo cada vez más inmaterial, basado casi siempre en la producción afectiva, en la manipulación y gestión de afectos y socialidad. Con lo que sería posible afirmar que la naturaleza de los mecanismos de producción de subjetividad colectiva son ya hoy intrínsecamente afectivos. Es por ello que en la aprehensión emotiva de las relaciones sociales se le presuponga a las nuevas industrias culturales y del entretenimiento tanto su mayor capacidad transformadora de lo social como su más importante potencial lucrativo. De ahí que, en gran medida, los proyectos artísticos que exploran el mundo de las redes sociales, los lugares y las formas en las que se producen los encuentros, diálogos e intercambios en internet sean, en el fondo, aproximaciones a los problemas surgidos en torno a la naturaleza afectiva de la producción biopolítica.

 

Apenas parece posible cuestionar que en el contexto de la sociedad conectada la posibilidad para una resistencia política eficaz debe ser planteada en la apropiación y reconocimiento del potencial emancipatorio de los principios que forman parte esencial de la dinámica productiva biopolítica como el afecto, la cooperación o la amistad. Conseguir rescatarlos de su domesticación empresarial es misión de la nueva resistencia, que debe hacer patente el potencial que contienen para la producción de nueva comunidad, para la generación de una activa puesta en marcha del principio de lo común. Y puede que la creación artística (no olvidemos que tradicionalmente la experiencia estética ha sido considerada como afectividad pura) sea uno de los mejores medios para perpetrar este rescate.

  • 01. Autor/a/es: Juan Martín Prada
  • 02. Título del contenido: La "web 2.0" como nuevo contexto para las prácticas artísticas
  • 03. Palabras clave: Web 2.0, lógica inclusiva, arte 2.0, prácticas artísticas, redes sociales
  • 04. Fecha de publicación en DEFORMA Cultura Online: 22/06/2012
  • 05. ISSN de esta publicación: 2254-2272
  • 06. Revisado por pares: No
  • 07. Idioma de publicación: Español
  • 08. Número de páginas: 7
  • 09. Formato de archivo: PDF descargable (308 KB)
  • 10. Contenido con imágenes: No
  • 11. Precio y moneda: Descarga libre
  • 12. Licencia del contenido: CC BY-SA 3.0
  • 13. El contenido publicado es inédito: No
  • 14. Documento original: Artículo
  • 15. Fuente original: Martín Prada, Juan: "La ‘web 2.0’ como nuevo contexto para las prácticas artísticas", Inclusiva-net, Medialab-Prado, 2007. [http://medialab-prado.es/mmedia/578/view].

No hay comentarios sobre este contenido.

Solamente los usuarios registrados pueden introducir comentarios.

Carrito  

Sin contenidos

Total 0,00 €
Todas las Noticias

Nuevos contenidos

no hay nuevos contenidos en este momento

PayPal